Un gran presente y un mejor futuro

Como buenos vecinos que son, existe una importante atractividad económica entre España y Francia. Ambos países mantienen desde hace décadas una fructífera vinculación en términos económicos, de intercambios científicos y culturales y de colaboración política bilateral así como dentro del marco europeo.

En todos es fundamental el papel del Institut français como difusor de la lengua francesa en general, pero también del francés en los negocios.

Francia, el gran país vecino

Estamos ante el primer socio comercial de España, su primer cliente y su tercer proveedor. La relación comercial entre ambos países cuenta con flujos muy importantes y diversificados.

Según los informes de las propias aduanas españolas, el flujo de mercancías entre las dos naciones supera en valor los 70 mil millones de euros. Además, el país galo recibe el 16,1 % de las exportaciones que realiza España y, a su vez, suministra un 10,4 % de las importaciones.

Sin embargo, la vinculación de negocio entre Francia y España va mucho más allá. Los franceses son el quinto mayor inversor empresarial en su vecino del sur. Por su parte, España tiene en Francia un importante papel mercantil y comercial igualmente.

A la vista de todo esto, podemos observar la importancia tanto de las empresas francesas en España como de las hispanas en el país galo. Por ello, el idioma se revela como una herramienta fundamental para el comercio entre ambas naciones. Organismos como el Institut français te permiten aprender la lengua gala y desarrollar tu negocio con Francia. Además, las fructíferas relaciones entre los dos países no acaban en el comercio.

El ejemplo del turismo

También es muy útil conocer el idioma francés para actividades como el turismo. En 2019, visitaron Francia 6,7 millones de españoles. Si tenemos en cuenta que ese mismo año viajaron al extranjero un total de 20,16 millones de hispanos, vemos que Francia es el primer destino elegido por los españoles para viajar fuera de su país, con una cuota de aproximadamente el 33 %.

El motivo más frecuente de esas visitas es hacer turismo urbano: los turistas españoles también buscan disfrutar de los eventos culturales o de la apreciada gastronomía francesa. Su estancia media se sitúa en los 5,1 días.

Los sectores económicos más atractivos en los intercambios bilaterales entre Francia y España


Por todo lo explicado hasta ahora, es evidente que el espacio francófono constituye una magnífica opción para hacer negocios desde España. Las relaciones bilaterales en lo económico se han visto reducidas a causa de la crisis sanitaria del coronavirus. Sin embargo, aún siguen siendo muy importantes y, sobre todo, tienen un enorme potencial.

Las exportaciones de Francia a España

Con un volumen de intercambios de más de 70 mil millones de euros, los sectores más atractivos en los intercambios bilaterales cuentan con mucho valor añadido. En lo que respecta a las exportaciones francesas, los sectores más importantes de negocio y los que se vieron más afectados son los siguientes:

  • Otros productos industriales. Representan el 12,8 % de las exportaciones.
  • Materiales de transporte (6,8 %).
  • Equipamientos mecánicos, material eléctrico, electrónico e informático (4,8 %).
  • Productos agroalimentarios (2,9 %).

En conjunto, estos sectores vieron como disminuía su volumen de exportación en 2020. Sin embargo, puesto que todos ellos son los ámbitos de exportación más destacados de Francia respecto a España, es de esperar que vuelvan a crecer una vez pase la crisis.

Las exportaciones de España a Francia

Por su parte, España es el cuarto proveedor de Francia. De hecho, las exportaciones están aumentando hasta alcanzar el 7,1 % del mercado francés, su porcentaje más elevado de los últimos diez años. Respecto a los sectores en que España sirve a Francia, destacan los siguientes:

  • Otros productos industriales. La cuota sobre el total de importaciones francesas en España es del 12,3 %.
  • Materiales de transporte (9,9 %).
  • Productos de industrias agroalimentarias (4,7 %).
  • Equipamientos mecánicos, material eléctrico, electrónico e informático (3,3 %).

Todo esto supone que Francia es el principal socio comercial de España. Por ello, el mercado francés constituye un espacio de grandes oportunidades de negocio a nivel internacional para los españoles.

Presencia española en Francia y francesa en España

Las relaciones económicas entre Francia y España no solo se basan en los intercambios comerciales. También hay muchas empresas españolas en el país galo y, a la inversa, muchas francesas en su vecino del sur.

Respecto a las primeras, son más de 850 las entidades empresariales españolas en Francia. Generan un total de 58 000 empleos directos y gozan de excelente salud. A pesar de la crisis sufrida en 2020, 49 proyectos se han llevado a cabo el año pasado que han permitido la creación o el mantenimiento de 1189 empleos.

Por su parte, las entidades empresariales francesas tienen un total de 2800 filiales en España, que generan más de 350 000 puestos de trabajo. Se hallan principalmente en Madrid y Cataluña y algunas son tan populares como Renault, Peugeot y Citroën (del Grupo Stellantis), Carrefour, Orange, Michelin o Leroy Merlín.

Un futuro prometedor

Estas cifras y resultados ilustran claramente la importancia de las relaciones económicas entre España y Francia. No en balde, esta vinculación bilateral tiene un enorme potencial de futuro y ambos países están ejecutando sus respectivos planes de recuperación post COVID-19 para afrontarlo con mayor resiliencia.

Prueba de esta atractividad económica entre Francia y España es que las organizaciones patronales de ambos lados de los Pirineos, el MEDEF en Francia y el CEOE en España, han aumentado sus intercambios desde la visita de la patronal francesa a Madrid en 2019 y el exitoso 1er foro económico bilateral en octubre de 2020 que tuvo lugar en París.

Este nuevo impulso en las relaciones más institucionales con España a nivel económico, afianzado por la declaración económica de la cumbre bilateral del 15 de marzo, contribuye a dinamizar la comunidad franco-española de negocios y se esperan impactos positivos en ambos países tanto a nivel de las inversiones como del empleo.

Como hemos podido observar, las relaciones entre Francia y España son muy fructíferas. Por eso, el valor de aprender francés en el Institut français para participar en ellas es de suma importancia. Nos abrirá un abanico de posibilidades muy interesantes que no hay que dejar escapar.

También te puede interesar

Cultura francófona
Cursos
Mundo laboral

Atractividad económica entre Francia y España

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar las cookies haciendo clic en el botón «Acepto» o configurarlas o rechazar su uso haciendo clic en la Política de cookies